Un espontáneo se hace fotos con Alves y Neymar en el banquillo