Las mascarillas no protegen totalmente y el presentador alerta sobre la importancia de los ojos

La suspensión de Cuarto Milenio generó bastante polémica. Iker Jiménez, que estaba sacando a la luz muchos secretos sobre la pandemia, fue catalogado como alarmista y catastrofista. De hecho, muchos entendieron la suspensión de su programa como una forma de censurar los descubrimientos del presentador. Pero ahora, antes de regresar a Cuarto Milenio, el presentador ha arremetido contra las imprudencias del Gobierno de España.

Iker Jiménez ha sido un referente en la pandemia, ya que desde su canal de Youtube ha ido informando de la situación nacional e internacional a todos sus seguidores. Ya el 15 de febrero de 2020, aún en la emisión de Cuarto Mileno, el presentador hacía referencia a que era muy posible que hubiera ciertas cosas del tema que nos estaban ocultando desde el Gobierno.

Cuarto Milenio

El presentador fue muy criticado por esta cuestión. Finalmente, la gente empezó a ser consciente de lo que se venía encima y comenzó la pandemia del coronavirus. El programa de Iker Jiménez dejó de emitirse pero ahora sabemos que volverá a Cuatro en cuanto finalice el Estado de Alarma. Durante este parón, el presentador no dejó de informar con una nueva alternativa.

Iker no quiso dejar sin información a sus seguidores por lo que decidió crear un canal para hablar principalmente del coronavirus. En una de sus conexiones, el presentador hizo referencia a una revista médica, llamada The Lancet, que hacía alusión a los ojos y el coronavirus. Con esta cuestión, se planteaban muchas incógnitas.

Iker Jiménez

“Los ojos son importantes pero en el caso del COVID-19 también. Lo que no sabíamos hasta hace bien poco es que en España teníamos especialistas a nivel mundial que ya habían avisado de esto hace bien poco”

Iker Jiménez

Ahora, días antes de su regreso a Cuarto Milenio, Iker Jiménez ha querido compartir con los seguidores su última revelación. Y es que, según ha comentado el presentador, las mascarillas, que serán próximamente de uso obligatorio, no garantizan totalmente la seguridad. El presentador apunta directamente a los ojos como uno de los grandes peligros de contagio, desmintiendo algunas de las declaraciones del Gobierno.