¡Y Perotti fue el mejor mediocentro!