Lo que oculta Rafa Nadal al irrumpir en el Mundial de barcos eléctricos

El nuevo deporte oculto del propietario de los 22 títulos de Grand Slam que pone en la cuerda floja a su futuro dentro del mundo del tenis

Rafa Nadal ha sorprendido a sus seguidores con su participación en otro deporte que no es el tenis, siendo este el mundial de barcos eléctricos. Así, va a pasar a poseer su propio equipo dentro del campeonato, lo cual da mucho que pensar sobre su próxima retirada. Parece ser que el propietario de los 22 títulos de Grand Slam ya no cuenta con la misma fuerza que antes.

De esta forma hablamos de una nueva competición, la de barcos eléctricos, impulsada por un empresario español, Alejandro Agag, el cual ha fichado a Rafa Nadal. Este empresario ya cuenta con un gran recorrido a su espalda, puesto que es el actual fundador de la Fórmula E, donde encontramos a los famosos monoplazas eléctricos.

Rafa Nadal en la competición de barcos eléctricos

Uno de los equipos a los que tendrá que hacer frente la escudería de Rafa Nadal

El deportista Rafa Nadal cambia de rumbo hacia un nuevo deporte, adentrándose en el UIM E1 World Championship, basado en un mundial de barcos eléctricos, siendo este el primer campeonato existente. Aunque aún no se tiene mucha información sobre el posible equipo que va a formar el deportista, se sabe que el comienzo del campeonato es a finales de año, por lo que ya lo tendrá más que estudiado.

Será en los próximos meses cuando comencemos a tener un poco más de información sobre los participantes a los que tendrá que hacer frente Rafa Nadal. Aunque por el momento se sabe que la escudería competirá con otras como la de Venice Racing Team. Todo un nuevo reto para una de las figuras del deporte más importante de nuestro país.

La ilusión de Rafa Nadal por ser parte de un deporte que preserve el ecosistema marino

Por supuesto, que elija este tipo de deportes a las puertas de su despedida en el mundo del tenis, no es una gran sorpresa para sus seguidores. Como hemos podido comprobar anteriormente el mar es una de las devociones del deportista. A tanto llega esta devoción que incluso posee una vivienda en las playas de la isla de Mallorca.

Así, está muy nervioso e ilusionado por el posible impacto positivo que pueda tener este nuevo deporte en las comunidades más costeras. Valorando el nuevo punto de la sostenibilidad en el que se basa este campeonato, ya que hablamos de barcos eléctricos. A lo que se une la visión del E1 para preservar los ecosistemas marinos.

Nadal US Open