El reto histórico de Leo Messi en el Brasil – Argentina

La figura del astro argentino estará presente una vez más en uno de los partidos más emocionantes del parón oficial de la FIFA

Un Brasil Argentina es de por sí un partido de alto calibre, no solo para el aficionado insertado en esa disputa, sino para el mundo en general. El mismo partido de la última final de la Copa América se re edita con un escenario distinto, las clasificatorias al Mundial de Qatar en 2022. El partido programado a jugarse en Sao Paulo tiene algunos ingredientes que hemos querido recordar.

Para la pulga es muy especial, y es que aún parece muy reciente lo que ha sucedido en la Copa Argentina después de 30 años vuelve a levantar un título y fue venciendo precisamente al mismo rival, en el Maracaná y con todo lo que eso conlleva. Así pues por ahí va el asunto, y más si se inserta otro punto, la rivalidad histórica, y ahora el compañerismo con Neymar.

argentino Barcelona
Messi por un reto más en su carrera, vencer a Brasil por eliminatorias mundialistas en su campo

Lo han vendido como el partido del momento, el Brasil Argentina que ha pasado a vergüenza mundial

A priori, un choque de alta tensión, dos poderes enfrentados por tres puntos solo comparable a nivel europeo con lo que puede ser un Alemania Italia. Messi de un lado, Neymar del otro, y el argentino aún con la sonrisa en su rostro. Pero al final quedó en nada, y a los 7 minutos de haberse empezado estalló el escándalo.

Atrás quedaron los retos deportivos, y las incidencias que le daban ese valor. El partido se ha suspendido y hasta el momento las sensaciones son extrañas. No se sabe qué vaya a suceder con esto, y si finalmente el partido vaya a jugarse. Las reglamentaciones FIFA son muy estrictas y lo que era a disfrutarse en el campo, han quedado en una batalla campal.

Los motivos que han llevado a suspender el partido

Producto de la pandemia, todos los visitantes a territorio brasileño deben cu8mplir un protocolo sanitario; como en la mayoría de países a nivel mundial. Pero 4 de los futbolistas gauchos no lo han hecho, por lo que han impedido en pleno partido que se reanude el juego. Las autoridades han entrado al campo, y han señalado a los salpicados de tener que salir de manera inmediata no solo del estadio, sino del país.

Una deportación es el término que mejor aplica, y eso s llamativo. Han tenido tiempo de sobra, y nada ha pasado. El ridículo ha metido en serios líos a las dos delegaciones que aún esperan por notificación internacional. Messi ha intervenido, pero al parecer es todo potestad oficial, a lo que se espera exista una respuesta cercana para esclarecer los hechos.

Antony