Ronaldo quiere un viejo amigo de entrenador en el Real Valladolid

Lo conoce, confía mucho en él y sabe qué le puede entregar tras la raya

El momento que se vive en Pucela es tremendamente complejo. El Real Valladolid no levanta cabeza y ciertamente esto ya está rozando con algunas complejidades directivas, de hecho están contemplando la posibilidad de sustituir al entrenador que no termina por dar buenas sensaciones. Sergio González ya no tiene respaldo al interior del grupo y su propio presidente ha empezado a postular sustitutos.

No van a poner en riesgo el ascenso y los dos años en la máxima categoría, las acciones de respaldo deben llegar y por ende la presunta acción de medida cautelar. Ronaldo es gran amigo de Guti, quien ha venido haciendo su carrera como entrenador y tan buenos resultados ha dejado. Es el momento para extenderle l confianza y desde el punto de vista necesidad parece que ha caído en el punto justo.

Ronaldo Valladolid
Ronaldo contacta con algunos jugadores para reforzar el Real Valladolid

Sin entrenador referente, las amistades pretenden limpiarle el camino a Ronaldo en el Real Valladolid

Contratar ahora mismo supone grandes problemas, uno de ellos es la liquidación del cuerpo técnico actual, y en medio de la crisis ese es un hecho tajante. Por lo tanto no se pueden dar el lujo de hilar grueso, deben apelar a otras medidas tales como la custodia en entrenadores con talento sin tanta experiencia. Uno de ellos es Guti, el que según algunas fuentes es el favorito del presidente.

Le conoce a la perfección, compartieron muchos años de amistad y trabajo, lo que le da las herramientas suficientes para perfilarlo y ponerle en donde pretende. Sabe Ronaldo que se ha preparado, y que su gestión deportiva es buena desde el manejo del ser humano, pasando por las estructuras de juego e identidad del mismo. Y por si fuera poco no genera gastos representativos muy altos, lo que termina de ser un tema superlativo.

El presente de Guti lo invita, y el conocimiento del grupo le impulsa a firmarle

Guti es un hombre de fútbol. Conoce perfectamente de lo que es capaz y es un empedernido aficionado. Observa en detalle cada jornada y ha realizado un análisis completo de e la actualidad del grupo. De manera que las conversaciones personales con Ronaldo han servido entre otras cosas parta ir definiendo el paso a seguir.

Lo que aún no se ha planificado es el tiempo de respuesta. Se sabe que antes de tomar una decisión por compleja que sea debe pasar por la junta directiva en pleno y eso acarrea diversas fases. A Sergio le piensan dar una última oportunidad, y a partir de ahí manejar todo lo relacionado. La siguiente semana será decisiva, el punto de inflexión que puede decretar ese hecho está al caer.

Getafe Cádiz