The Walking Dead resuelve la encrucijada de la Princesa y Eugene

La ficción, que está en uno de sus mejores momentos por lo interesantes que están siendo los nuevos momentos, ha mostrado la historia de uno de sus personajes nuevos

The Walking Dead ha recuperado la popularidad de antaño gracias, en parte, a personajes como la Princesa. Un personaje introducido la pasada temporada y que está teniendo gran protagonismo. De hecho, el último episodio giró únicamente en torno a su figura.

La Princesa apareció por primera vez en el capítulo catorce de la décima temporada y se espera que tenga un papel fundamental en el futuro de la serie. Sobre todo en los próximos capítulos, puesto que algunos supervivientes le han pedido ayuda para rescatar a sus compañeros de Los Susurradores.

Walking Dead Princesa
La Princesa revela su duro pasado en The Walking Dead

La historia de la Princesa en The Walking Dead

Para los seguidores de los cómics de The Walking Dead el personaje de la Princesa es conocido. Su nombre real es Juanita Sánchez, quien reside sola en Pittsburg, algo que le ha hecho enloquecer. De ahí su mote, la Princesa, el cual eligió puesto que declaró que la Reina le parecía demasiado pretencioso.

Mientras que Eugene y Ezekiel muestran su apoyo a la Princesa para que se una a ellos a pesar de espantar a sus caballos y hacerle atravesar un campo de minas, Miko se muestra contraria puesto que desconfía de ella por mentir. Sin embargo, finalmente la acepta en el grupo y se unirá a la guerra contra Los Susurradores.

La encrucijada de la Princesa en The Walking Dead

Ahora, tras ganar la guerra contra Los Susurradores, se enfrentan a los soldados de The Commonwealth. Unos soldados bien armados que la han separado de sus nuevos amigos y la han metido en un contenedor. Es entonces cuando ha comenzado a mostrarse tal y como él.

Y es que, tras escapar junto a Ezekiel, consiguieron desarmar a un soldado. Tras propinarle una paliza pensando que era Ezekiel, la Princesa ha confesado que sufría depresión, soledad y estrés postraumático. Asimismo, finalmente se ha reencontrado con sus compañeros tras devolverle el arma al guardia. Pero todo era una trampa, pues sus compañeros estaban con una bolsa negra en la cabeza que también le han colocado a ella.

Bridgerton