Las nuevas Adidas Predator Freak con las que Asensio quiere volver a reinar

Un clásico de la marca llega renovado, con muchos elementos tecnológicos de su lado para hacer brillar aún más a las grandes estrellas

Marco Asensio ha sorprendido esta semana con el anuncio oficial de sus nuevas botas, las Adidas Predator Freak, un remake de las botas clásicas usadas en el mundial de Francia 1998 por figuras del calibre de Zinedine Zidane, y David Beckham. Esta vez apelando a la tecnología como su gran aliado, han destapado un nuevo concepto, mucho más contemporáneo en el que buscan estallar la referencia como la más vendida.

De hecho la marca apelando a sus estrategias publicitarias le ha dejado ver como una versión mejorada del futbolista del Real Madrid catalogando el post como el marco Asensio+. Estas botas son muy adaptativas a las diferentes texturas de un terreno de juego, sin importar si es natural, o si es sintético. Una nueva vertiente en varios sectores del planeta.

Asensio Real Madrid
El bajo nivel de Asensio provoca que el Real Madrid se plantee su venta

La tecnología de las nuevas Adidas Predator aprovechan el potencial de Asensio en favor del Real Madrid

En medio de tanto producto imperando el mercado, hay que resaltar el factor diferencial que cada una pueda presentar. En esta versión las Adidas Predator han salido a flote por varios temas, uno de ellos la adaptabilidad que poseen. únicas en su entorno, le dan la posibilidad al usuario o comprador de alternar varias medidas de los tacos, alternando la superficie como ya se había mencionado, si es natural o artificial.

Para su modelo visual incluye 3-Stripes características de adidas. La marca alemana tiene entre su carpeta de opciones bastantes posibilidades permitiendo incorporar el modelo versátil dentro de su principal característica. Además, hay versiones con protección de los tobillos, a media caña, y hasta incluso unos que dan por eliminados los cordones como elemento adicional.

Momento para que Marco Asensio vuelva a aparecer en el entorno merengue

A un lado el protocolo externo, el momento es indicado para la re aparición del extremo. Justo como lo hizo en su mejor etapa. Es el instante para demostrar que está a nivel, y que con el talento de su zurda pueda encausar a los capitalinos de nuevo. Perdido por una lesión y por regresar en un bajo estado de forma, se ha dejado comer la tostada por activos que entre otras cosas tampoco han marcado diferencia.

Zinedine Zidane siempre le ha tenido en un alto estima, y le ha entregado parte de su confianza en partidos y situaciones de alto riesgo. Veremos si ahora sucede igual, el equipo ha ganado recién, pero ha dejado una pálida imagen perdiendo el derecho a jugar la final de la Supercopa de España a manos del Athletic Club de Bilbao.