Los brasileños del club blanco empiezan a mostrar su potencial

La fuerte apuesta del Real Madrid por dos brasileños de baja edad como Vinícius y Rodrygo empieza a dar sus frutos. Hasta ahora no habían coincidido mucho tiempo juntos sobre el terreno de juego, pero aprovechando las lesiones de Hazard y Bale Zidane no ha tenido más remedio que colocarlos a ambos junto a Benzema.

El resultado no ha podido ser más satisfactorio y más allá de los goles de los dos brasileños ante el Brujas por fin parece que tanto Rodrygo como Vinícius empiezan a mostrar su verdadero potencial. El técnico galo ha recuperado su confianza en el segundo después de muchos partidos dejándolo fuera de las convocatorias y eso va a tener consecuencias.

Rodrygo y Vinícius

Lo normal es que cuando Hazard vuelva a los terrenos de juego uno de los dos se caiga del once titular, sin embargo ya tienen un puesto asegurado como jugador 12-13 de la rotación por delante de uno de los protegidos de Zidane en los últimos tiempos. Este no es otro que Lucas Vázquez, cuya etapa en el Real Madrid puede estar llegando a su fin.

Última temporada como merengue

El extremo gallego ha sido uno de los hombres de confianza de Zidane a lo largo de toda su etapa como entrenador del Real Madrid, pero ahora los dos brasileños han adelantado por la derecha y todo apunta a que cuando se recupere de la lesión que ahora le tiene apartado de los terrenos de juego sus minutos no van a ser los mismos.

Lucas Real Madrid

Pero aquí no queda la cosa, y es que siendo muy optimistas el Real Madrid espera recuperar al mejor Asensio de cara al tramo final de la temporada, lo que sin duda deja a Lucas en una situación muy delicada. Lo normal es que el gallego y Bale salgan traspasados el próximo verano y la apuesta en los extremos sea para otros jugadores.

De esta forma y sin contar posibles fichajes como el de Mbappé el club blanco apuesta de forma decidida por Hazard, Vinícius, Asensio y Rodrygo para las bandas con la posibilidad además de un Brahim que de momento sigue negándose a salir cedido. En ese panorama como decimos Lucas tiene todas las de perder.