Concursante preguntón en ¡Ahora caigo! estruja los sesos de Arturo Valls

Pavorosas confesiones revelan secretos del famoso presentador

Para los presentadores como Arturo Valls, el contener las risas que acompañan las ocurrencias de cada invitado es algo inevitable, pero, esas posibilidades de interacción entre invitados y conductor es lo que hace llamativo a programas como ¡Ahora caigo!. De modo que, en esta oportunidad, las inquietantes preguntas de un joven invitado terminarán por revelar llamativas intenciones para publicitar un negocio familiar.

El programa desafortunadamente ha tenido que prescindir de la presencia de público invitado si quería seguir al aire, tal y como le ha venido pasando a los demás proyectos en España. Y es que la medida no busca entorpecer ni mucho menos perjudicar a los espacios de entretenimiento, sino que tales medidas de aislamiento social pretenden preservar la salud de todos los ciudadanos de un país tan afectado por el virus como el ibérico.

Mientras tanto, ¡Ahora caigo! sigue con la difícil misión de sacarle una sonrisa a todos lo televidentes que quieren despejarse un poco de las rutinarias facetas por las que pasan a diario. En esta ocasión, Joel, un joven invitado al programa ha realizado una pregunta que mantuvo en vilo a Valls todo el fin de semana, donde estuvo pensando cómo resolverla, según él.

La pregunta del chico fue muy simple: “¿Por qué aceptó presentar ‘¡Ahora caigo!’? a lo que Arturo tuvo que tentativamente tomarse un tiempo prudencial desde el día viernes para contestar a ella. A continuación, el presentador con un tono burlesco y ya con la respuesta en su cabeza va a sorprender hasta a toda la producción que se encuentra detrás de cámara diciendo…

“Es algo que no he dicho nunca y lo tengo que confesar… Mi familia tiene un negocio de ortopedia, muletas, prótesis y demás cosas. Entonces yo pensé, voy a aceptar este programa para que cuando vea que vayan cayendo los participantes pongo a una persona a que vaya repartiendo tarjetas de la tienda de mis padres y bueno… pensé que era una buena idea para poder ayudar”.